Teléfono

+56 2 2462 6900

Blog

Pinta de acero. Aceros vh
Escrito por Team VH 0 Comentarios

Cómo responde el acero al fuego

El acero es un material que  se califica como “no combustible” sin embargo sí tiene una reacción frente al fuego.

La posibilidad de incendio es una posibilidad en todo tipo de construcciones y depende de una gran cantidad de aspectos, entre los cuales están la estructura y sus materiales predominantes, así como el uso del edificio y la carga de combustible que posee. 

El acero es un material que  se califica como “no combustible” sin embargo algunas de sus cualidades hacen imprescindible su protección frente a la acción del fuego. En general, toda la legislación relativa a la protección de las estructuras frente al fuego y expuesta en la ordenanza general de urbanismo y construcción, responde a los siguientes criterios:

  • Proteger la vida de los ocupantes, lo que usualmente se traduce en normativas relacionadas a la evacuación y salvamento de ellos.
  • Proteger las construcciones y permitir el eficaz combate del incendio.
  • Proteger las edificaciones vecinas y el espacio público.

Existen dos tipos de protección al fuego que corresponden a dos conceptos diferentes que son recogidos con profundidad en la ordenanza.

Protección activa

La protección activa, considera los sistemas y dispositivos de detección (de humo, temperatura, etc.) que activan sistemas de alarmas y combate del fuego, como rociadores de agua, espumas, gases, etc. Su eficacia radica en que permiten la detección y combate temprano del conato de incendio.

También puedes leer:  Construcción: ¿Cómo funciona el Galvatec VH frente al fuego?

Protección pasiva

La protección pasiva, es aquella que se basa en elementos de construcción que, por sus condiciones físicas, aíslan la estructura de un edificio de los efectos del fuego durante un determinado lapso de tiempo. En general, la ordenanza especifica un determinado tiempo de resistencia al fuego a diferentes elementos constitutivos de una edificación, tiempo que se mide en minutos (15; 30; 60; 120; 120; 150 y 180).

Es sabido que el acero pierde gradualmente su resistencia a partir de los 300º C hasta alcanzar aproximadamente el 60% de su resistencia inicial a los 550º C. Es básicamente por esta razón que las estructuras de acero deben protegerse de la acción del fuego.

Tenemos muchas soluciones con el uso de tubos y perfiles de acero en la construcción, si te interesa saber más puedes visitar el Blog VH

Comentario